La tendencia constructiva de nuestros hogares, menos metros, más espacio al aire libre.

En la industria de la construcción de viviendas, se está observando un cambio notable en las preferencias de las personas en lo que respecta al tamaño y diseño de las casas.      Tradicionalmente, la idea de tener una casa grande con múltiples niveles y una gran superficie construida ha sido considerada un símbolo de estatus y éxito.

Sin embargo, en los últimos años, se ha producido un cambio hacia la preferencia por casas más pequeñas pero con espacios al aire libre. Esta nueva tendencia refleja un cambio en los estilos de vida y una mayor conciencia de la sostenibilidad y la calidad de vida.

Una de las razones clave detrás de este cambio de tendencia es la creciente conciencia sobre la sostenibilidad y el impacto ambiental.

Las casas más pequeñas requieren menos recursos para su construcción y mantenimiento, lo que las convierte en una opción más respetuosa con el medio ambiente.          Además, estas viviendas tienden a tener una huella de carbono más baja y a consumir menos energía, lo que las hace más eficientes desde el punto de vista energético.

En un mundo donde la sostenibilidad se ha convertido en una preocupación apremiante, esta preferencia por casas más pequeñas y sostenibles refleja un cambio positivo en la mentalidad de las personas.

Además, la elección de casas más pequeñas con zonas al aire libre también se relaciona con un cambio en los estilos de vida y en la forma en que la gente utiliza sus hogares.

Cada vez más personas buscan vivir de forma más minimalista, deshaciéndose de las posesiones innecesarias y priorizando la calidad de vida sobre la acumulación de bienes materiales.

Las casas más pequeñas permiten un enfoque en la funcionalidad y la eficiencia, y pueden brindar una sensación de libertad al requerir menos tiempo y recursos para su mantenimiento.

Además, el deseo de tener zonas al aire libre es un reflejo de la importancia que se le da al contacto con la naturaleza y a la vida al aire libre. Los espacios al aire libre, como jardines, patios o terrazas, se convierten en extensiones del hogar, proporcionando áreas para el esparcimiento, el entretenimiento y la relajación.

Estos espacios se valoran como lugares para conectarse con la naturaleza, disfrutar del aire fresco y crear un ambiente tranquilo y sereno.

No obstante, es importante reconocer que esta tendencia no es universal y que aún existe un segmento de la población que prefiere casas grandes y espaciosas con múltiples niveles.

Estas casas pueden ofrecer más privacidad y una mayor capacidad para acomodar a familias numerosas o a aquellos que requieren más espacio para actividades específicas, como trabajar desde casa o tener un estudio o sala de juegos.

En conclusión, tanto si eres de los que prefieres una concesión más amplia con la naturaleza y el exterior, aunque eso signifique sacrificar metros de vivienda, o seas de los que prefieran la amplitud interior de una casa, en Bohome diseñamos tu hogar perfecto para que tu vida sea más cómoda y feliz. Somos expertos en diseño de casas modulares en Valencia y nos ponemos a tu disposición.

¿Seguimos leyendo?